15 de abril de 2012

el bien, el mal, las cruces









--La Cofradía de la Virgen de las Angustias de Ciudad Real sacó a pasear en sus procesiones de esta Semana Santa un estandarte en el que una Cruz de Malta negra se ve impresa sobre un escudo con los colores de la bandera española, montada a la vez sobre una cruz blanca y cristiana. Es de los que portaban los muchachos de la División Azul, aquellos falangistas que con vocación y voluntad se sumaron a las tropas nazis durante la Segunda Guerra, luego de jurarle lealtad a Hitler. Así que desde el Foro de la Memoria de Castilla-La Mancha recordaron qué simbolizaba esa tela y reclamaron que no la sacaran de paseo. Bueno, hasta que no haya alguna orden eclesiástica, o de la justicia, seguimos, les respondió el hermano mayor de las Angustias, Francisco Javier González. Esta Cofradía fue fundada en 1943 por sobrevivientes de la Blaue Division que volvieron del frente ruso.

--Los reclamos tampoco sirvieron para que bajaran del portal de Televisión Española el discurso de Juan Antonio Reig Plá, obispo de Alcalá de Henares, transmisión en directo de una misa principal de esta Semana Santa, en la que se preocupó por quienes llevados por tantas ideologías piensan ya desde niños que tienen atracción por personas de su mismo sexo, y a veces, para comprobarlo, se corrompen y se prostituyen. No se refería al culto por la pederastia registrado últimamente en la iglesia, sino a quienes van a clubes nocturnos de hombres. Asegura, el obispo, que encuentran el infierno, ahí. ¿Os pensáis que Dios es indiferente ante el sufrimiento de todos estos niños? Reig Plá, destacó el diario Público, editó en julio del año pasado un manual de consejos para curar la homosexualidad. En un fiel así no podía faltar el discurso doble cara de condena y “preocupación” por el aborto. Acá tampoco faltó este fin de semana: ver el caso del obispo de Oberá, Santiago Bitar, que tildó de genocidas y traidores a la patria a quienes impulsan ampliar el marco legal al respecto.

--Aunque los números den muy mal, a la derecha española se la ve en su salsa: Partido Popular, Rajoy, Garzón expulsado y ajuste para todos, menos para la iglesia. En referencia a un discurso de Benedicto XVI sobre la vigilia pascual, ABC tituló con una cita: “La resurrección demuestra que el bien es más fuerte que el mal”. Lo de la resurrección es un golazo histórico, pero también tiene una importancia vital la palabra demuestra. Santidad Ratzinger es muy querido en el ABC –casi todos los días trae noticias sobre él- y por eso se ocuparon de contar, por ejemplo, que para la misa que dio el domingo pasado en el Vaticano se colocaron 42.000 flores. Detalles lindos. Unas semanas atrás, cuando visitó Cuba, además del encuentro con Fidel Castro destacaron que pide más justicia y libertad para la isla, y una sociedad de amplios horizontes, renovada y reconciliada. Pero bueno, unos días después Ratzinger tuvo que salir a aclarar que de derogar el celibato ni hablar, o que ni en pedo las mujeres pasarían a ordenarse, o a dar misa. Se quedan monjas, nomás.

--Ocupado como estaba esta semana, no trascendió en estos días si Ratzinger dijo algo sobre la convocatoria judicial a María Gómez Valbuena, (a) Sor María, imputada en el caso de robo de bebés, asunto expandido y profundizado en ¡Devolvedme a mi hijo!, el documental que la catalana Monserrat Armengou presentó hace unos días aquí, en el que se entrevé la sistematización de esa práctica durante el franquismo, e incluso algo más allá. Por ABC pudo saberse que en su viaje a México, en la previa a Cuba, santidad se negó a recibir a las víctimas de abusos sexuales del padre Marcial Maciel. Es porque lo pidieron tardíamente, y con agresividad, informó el portavoz del Vaticano Federico Lombardi. Los vio un poco ambiguos, aclaró Lombardi: Decían que querían verle, pero no escucharle en un diálogo profundo y espiritual. En simultáneo con su visita, se presentaba en el DF mexicano el libro La voluntad de no saber –de Alberto Athié, José Barba y Fernando M. González-, que incluye 212 documentos del archivo de la Santa Sede que acreditan que sí sabían de las denuncias contra el fundador de los Legionarios de Cristo, que quería ser santo pero quedó gran pederasta. Como prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe, Ratzinger recibió muchas de esas denuncias. Cuando llegó a Papa tomó una decisión ejemplar: cierre de la investigación, que Maciel está viejo y malito de salud. Y con firmeza: que lleve una vida de oración y penitencia. Así estuvo hasta 2008, cuando se murió. Vamos con el diálogo profundo y espiritual.

--El Ministerio de Defensa informó en su página que la presencia de militares en las procesiones de Semana Santa aumentó un diez por ciento. “Con la voluntariedad en la participación y la aplicación de una exquisita cortesía militar –reflexiona el comunicado-, no solamente se respeta la esencia del acto religioso, sino que se contribuye a perpetuar la tradición secular del acto”. Particular regocijo mereció, para ABC, una de las estampas con mayor impronta de la Semana Santa: el anuncio de que, a una semana del domingo de resurrección, ya se había plantado la primera de las guardias de honor de las escuadras de La Legión al Santísimo Cristo de la Buena Muerte, en Málaga. Un atractivo adicional es que el Jueves Santo se interpretaría, una y otra vez, la canción “El novio de la muerte”. Y es cierto, impresionan esos muchachos cargando la imagen del Cristo crucificado, las bocas clamando al cielo. Impresiona más eso, incluso, que el detalle que captó el fotógrafo de AFP, Jorge Guerrero, durante la procesión del año pasado: una esvástica tatuada en el antebrazo de uno de los legionarios que portaban la talla ensangrentada.

Resuena la frase de Ratzinger: La resurrección demuestra que el bien es más fuerte que el mal.

3 Comments:

Blogger condado said...

Está bien esta visión desde afuera. Aquí todo esto lo vemos como parte del folclore (yo estuve en un pueblo de Almería y no logré enterarme de la hora de alguna de sus procesiones). Pero está bien, no nos vaya a pasar como en Noruega... La monjita está encausada, Garzón tuvo juicios y tendrá recurso por el que perdió, la iglesia no es (ya quisiera) lo que más preocupa a los españoles, ni de lejos, y ABC lo leen cuatro antiguos... Pero está bien este vernos en el espejo que nos trae a su vuelta. Un abrazo

17 de abril de 2012, 08:30  
Blogger berlanga said...

Condado, qué dice, tanto tiempo. Es un recorte por lo folclórico, como decís, y sin embargo hay rasgos de cómo el gobierno del PP apuntala e incrementa con los recursos del Estado a la iglesia. Con todo, no quisiera caer en el terreno bobo nacionalista, indiscriminado (y tampoco que el texto roce siquiera eso). Abrazo grande desde Buenos Aires.

17 de abril de 2012, 15:15  
Anonymous Anónimo said...

Hello. And Bye.

14 de junio de 2013, 02:38  

Publicar un comentario

<< Home